jueves, 18 de diciembre de 2008

Analizando un poco

San Lorenzo, próximo rival de Boca en el triangular, venció con justicia a Tigre por 2 a 1, razón por la cual, una derrota boquense el sábado consagrará al Ciclón.
Ahora bien, las chances Xeneizes continúan intactas, dado que inclusive con una igualdad seguirá dependiendo de sí mismo y el hecho de que la diferencia conseguida por el equipo de Russo haya sido de un gol, también es importante.
Un empate contra San Lorenzo provoca lo siguiente: Tigre llegará sin chances al duelo con Boca, que ganando por cualquier diferencia, siempre y cuando convierta dos o más goles, será campeón.
Si Boca gana: enfrentará a un equipo que todavía tendrá oportunidades de campeonar, pero con una igualdad, el Xeneize se coronará campeón.
Resumiendo: Con cuatro puntos de los seis puntos, el elenco azul y oro tiene grandes posibilidades de ser campeón. Claro, la irregularidad que ha tenido el equipo en este torneo, que lo llevo a no ganar en momentos de los más inoportunos, nos obliga a ser muy cautelosos.

Ah, para el martes Tigre perdió a dos de sus piezas claves: Daniel Islas, el arquero, por expulsión, y al volante Diego Castaño por llegar a la quinta amarilla.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario