domingo, 30 de agosto de 2009

Boca y Palermo sacaron chapa

El Xeneize, con más corazón y garra que fútbol, ganó un partido de esos que hay que ganar si se pretende llegar a lo más alto. Venció a Lanús 2-1 como visitante con un gol de Cáceres y otro del Titán, que sigue cerrando las bocas de esa gente que lo sigue discutiendo pese a todo lo que le ha dado al club. Para el Granate, había igualado Pelletieri.

Boca demostró por qué es candidato. Hoy, más allá de que hay aspectos para mejorar, metió en un encuentro en el que era fundamental hacerlo y se impuso ante uno de los equipos con mejor presente en el fútbol argentino.

El partido fue en general parejo. Luego de un arranque donde fue Lanús quien parecía acomodarse mejor, el Xeneize comenzó a manejar la pelota, tratando de atacar por los costados, aunque tuvo escasas ocasiones, pero en la primera clara consiguió marcar. Julio César Cáceres estaba solo en el área, capturó un balón rasante, aprovechó un rebote y anotó el 1-0 sobre los 16 de la parte inicial.

Aunque trató de no desordenarse, la defensa boquense no pudo demostrar seguridad, especialmente por arriba y a pesar de tener centrales altos. Justamente fue de cabeza que Agustín Pelletieri anotó el 1-1, tras recibir un tiro de esquina muy libre y ante la atenta mirada de Cáceres y Gabriel Paletta.

Guillermo Marino, pese a tener los botines del lesionado Juan Román Riquelme, no tuvo claridad, no armó el juego, y tampoco lo hizo Federico Insúa. Pese a tener el control del balón en la mayor parte del juego, Pablo Mouche y Martín Palermo no contaron con chances de gol porque no le llegaba la redonda.

En el complemento, Lanús tomó las riendas del encuentro por un largo rato. Sin Sebastián Battaglia, que no salió a jugar los segundos 45 minutos por una molestia física y con Ariel Rosada en cancha, el mediocampo azul y oro quedó partido y Boca no podía hacer dos pases seguidos. Sin embargo, el Granate tampoco fue un vendaval y no molestó demasiado salvo con algún remate de afuera o un centro que superó Abbondanzieri y Cáceres pudo despejar antes de que terminara en los pies de un atacante del dueño de casa.

Pasados los 20 minutos de la parte final, la presión e intensidad del Granate bajaron, Mouche apareció un poco más y todo volvió a emparejarse. Sobre los 35, el pibe mandó un córner al área y Palermo, ése al que increparon y amenazaron el viernes, siguió cerrando bocas: con un impecable cabezazo convirtió el gol definitivo.

Los desesperados intentos de Lanús por llegar a la igualdad fueron en vano. Boca soportó de la mejor manera posible y se desahogó luego de un comienzo poco auspicioso. Y aunque hoy no jugó bien, sacó chapa de campeón, puso lo que había que poner y consiguió un triunfo que vale su peso en oro y favorece muchísimo el ánimo y la confianza del plantel.

Si tenes cuenta en Facebook, hazte fan de El Blog Xeneize
aquí.

1 comentario:

  1. Hola a todos los aficionados del grandisimo Boca Juniors,me gustaria contar con vosotros para un nuevo foro de futbol internacional.
    Solo teneis que registraros en http://www.foro-futbol-internacional.comxa.com y hablar de vuestro equipo favorito.

    Un saludo y Arriba Boca!!!!

    ResponderEliminar