lunes, 22 de enero de 2007

Russo tiene claro que hay que mejorar mucho

"Hay que ser más duros"

Al DT no le gustó que River se lo ganara de contra. "Fuimos mucho y por eso nos expusimos demasiado", dijo. Sin embargo, pese a las derrotas, mantiene la calma. Pero avisa: "Hay que mejorar en todos los aspectos".




Segunda presentación de Boca en el verano y segunda derrota. Está claro que el equipo está en plena etapa de preparación, pero perder con River, en cualquier circunstancia, trae aparejado un dolor de cabeza mayor. Miguel Russo, sin embargo, está sereno. Después del partido, fue a cenar con Mauricio Macri y con Pedro Pompilio en Mar del Plata. Un rato antes, con un tono pausado, había hablado con la prensa.

—¿Cuáles son tus sensaciones tras la derrota?

—Uno, cuando pierde, lógicamente no tiene sensaciones buenas. Pero el resultado ya está puesto y ahora hay que pensar en el futuro, en seguir acumulando horas de trabajo. Debo tener la mayor claridad posible, para encarar lo que viene de la mejor manera.

—¿Por qué se perdió?

—Lo primero que quiero dejar en claro es que, cuando me toca perder, no pongo excusas. Yo creo que perdimos porque no pudimos concretar las situaciones que tuvimos en el primer tiempo, en donde —salvo unos minutos de River— fuimos quienes manejamos el partido. Y también porque el rival aprovechó un contragolpe y una pelota parada. Por supuesto que eso también tiene su mérito. Ellos supieron capitalizar nuestros errores. Yo pretendo que mi equipo sea más duro... Hay que ser más duros. Con esto quiero decir que no nos agarren tanto de contragolpe.

—Tal vez eso tenga que ver con que a los volantes les costó volver....

—Ese tipo de inconvenientes se van a solucionar cuando el equipo logre el orden y el equilibrio que pretendemos. Sin esos dos atributos claves en cualquier esquema, es difícil.

—¿En qué otros aspectos debe mejorar el equipo?

—En todos... yo creo que tenemos que mejorar en todos los aspectos. Estamos en plena etapa de preparación y con trabajo va a crecer el rendimiento del equipo. Entiendo que hay muchas cosas para seguir.

—Fue muy notoria la diferencia de rendimiento entre un tiempo y otro.

—En estos partidos, más en este momento en que se está trabajando duro en los físico, el que hace el primer gol después marca una diferencia, cuesta mucho remontar el resultado.

—¿Cómo lo viste a Guillermo de enganche?

—Prefiero no hablar de actuaciones individuales. Siempre hablo del equipo.

—¿Pero jugó en una posición nueva para él?

—Estuvo claro en el arranque.

—¿Y Caranta?

—Estoy contento, estuvo bien... Pero mejor hablemos del equipo.

—No creíste necesario hacer los cambios antes.

—Tuve en cuenta algunas consideraciones y decidí darles minutos en la cancha a algunos muchachos. Voy poniendo a los jugadores para que agarren ritmo de competencia. Por ejemplo, es importante que Battaglia sume minutos.

—¿Qué rescatás?

—El primer tiempo fue bueno. Ese es el camino. De haber convertido un gol hubiésemos podido manejar el trámite de otra manera.

—¿Qué errores no deben volver a repetir?

—Reitero que creo que mayormente manejamos el primer tiempo. Pero nos faltó concretar. Está claro que con eso no alcanza. Es prematuro como para hacer un análisis definitivo. Creo que en determinado momento fuimos a buscar mucho y nos expusimos demasiado. Eso es peligroso, porque en la actualidad la mayoría de los partidos se definen de contragolpe o de pelota parada.

El técnico, al parecer, ya tiene en claro cuál es el diagnóstico. Y sabe qué necesita su equipo para romper la pesadilla de las cinco derrotas seguidas. Por ahora, analiza, trabaja y, también, manda mensajes...

No hay comentarios.:

Publicar un comentario