miércoles, 8 de octubre de 2008

"Si no me quieren, que me den el pase"

Cáceres sigue soltando la lengua pero siempre en Paraguay y nunca en Argentina. Ahora, manifestó que si quería irse iba a hablar con los dirigentes, contradiciendo así a Riquelme que había dicho que buscaba que por él lo echen. Recordó que le quedan dos años de contrato pero que si en Boca así lo desean, se va.

Julio César Cáceres habla y habla. No contento con poner de manifiesto que hay una división en el plantel, romper los códigos del vestuario e involucrar también a algunos compañeros en la declaración, hoy respondió a Pedro Pompilio y también a los rumores que indican que, quizá, se le rescinda el contrato.

"Si va ser molestia mi presencia en Boca no tengo problemas, me quedan dos años más de contrato y si el club no quiere contar más conmigo tendrá que darme mi pase y veré otro equipo", sostuvo el paraguayo en una radio de Asunción (780AM).

"Nunca discutí lo que Riquelme ha ganado en el fútbol, la diferencia conmigo es que ganó una Copa Libertadores más, pero también tengo ganadas cosas en el fútbol", dijo. "La directiva va decidir que pasa mi error pudo ser haber hablado un poco mas", agregó enseguida.

"En ningún momento quise fastidiarlo (en referencia a Román). Además, remarcó: "Hablé de los caudillos de Boca como son las cosas allá (en Buenos Aires) y lo que hacía, como trabajaba Martín Palermo, también Ibarra que son veteranos allí y son ejemplos para los juveniles".

También desmintió lo dicho por su compañero, sobre que quería irse del club. "En ningún momento objeté la calidad de Riquelme", señaló y añadió: "No es como él declaró, que si yo deseo salir de Boca voy a buscar enredar con él. Si quería salir hablaba con la directiva".

Esta historia parece estar lejos del final.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario